DESCANSAR MAL AUMENTA EL RIESGO DE OBESIDAD Y SOBREPESO

Salud 02 de agosto de 2022 Por ANDRES VARGAS
Dormir de 6 a 8 horas previene que el cuerpo sufra de pérdida de memoria, problemas de concentración, fatiga mental y problemas de sobrepeso.
depositphotos_190428964-stock-photo-fat-obese-man-in-dieting

Ronquidos, pausas respiratorias e insomnio son algunos de los trastornos del sueño que pueden presentar las personas con obesidad. Más allá de lo incómodos que puedan ser, se trata de alteraciones del descanso que generalmente provocan otras complicaciones. 

Durante casi diez años los investigadores de la asociación Norteamericana para el Estudio de la Obesidad recogieron datos de 18.000 participantes. Las conclusiones fueron que el riesgo de sufrir obesidad aumenta un 73% si se duerme menos de cuatro horas por noche.


Otra de las conclusiones es un 50% si se duermen cinco horas de media y aumenta un 23% si se duermen seis horas por noche. Los científicos creen que la relación entre la escasez de sueño y el exceso de peso está en un desorden en la química del cuerpo: La falta de sueño conlleva un aumento de todas las hormonas que incitan al apetito.

Por ultimo y para evitar tener este tipo de trastornos los especialistas aconsejan lo siguiente: 

Evitar cenas copiosas y muy tardías. Tampoco acostarse con hambre, es decir, no saltarse la cena; evitar los excitantes como el alcohol o el café; acondicionar el dormitorio: la luz, el ruido, la temperatura del lugar son importantes.

Los especialistas además aconsejan apagar los dispositivos electrónicos antes de acostarse y mantener un horario de sueño regular. 

Te puede interesar