La espantosa confesión del principal exorcista del Vaticano

Curiosidades 05 de abril de 2022 Por Bruno Maximiliano
El padre Gabriele Amorth fue conocido como el principal exorcista del Vaticano. En vida, el sacerdote supervisó varios miles de casos de posesiones demoníacas antes de fallecer en 2016. Una de dichas experiencias fue tan aterradora que inspiró el rodaje de una icónica película de terror filmada en Hollywood.
gabriele-amorth-624cb52e10b59-696x392

Durante 30 años, el religioso pasó 30 años de su vida investigando casos de posesión de demonios en personas por todo el mundo, sus experiencias lo llevaron a especializarse en los exorcismos para ayudar a las víctimas que fueron profanadas del cuerpo por entes malignos.

Nacido en 1925 en la ciudad italiana de Módena, Amorth fue un combatiente en la Segunda Guerra Mundial cuando perteneció a un grupo católico de partisanos. Por su participación en el conflicto bélico, ganó la medalla al valor militar. Tres años después, a sus 23 años se tituló en leyes.

El terror que enfrentó el padre Gabriele en la vida real

Uno de los casos de posesión demoníaca que el padre tuvo muy presente fue el ocurrido en 1997, cuando conoció a un campesino europeo que lo comenzó a insultar a través de un perfecto inglés. Justo en ese momento, el sacerdote contó que aquel campesino lo escupió en su cara y se fue directo hacia él para atacarlo, tal como sucedió en la cinta El Exorcista de 1973.

Lo anterior fue documentado en el libro The Devil is Afraid Of Me, escrito por el sacerdote Marcello Stanzione sobre la vida de Gabriele Amorth. “Pero entonces, gritando y aullando, el demonio irrumpió y lo miró directamente, babeando saliva de la boca del joven”, redactó el padre Stanzione de aquella experiencia, según información de Daily Star.

Tras el ataque del campesino poseído, su cuerpo se puso rígido y comenzó a levitar, reveló Marcello Stanzione en la publicación. El hombre se quedó sostenido en el aire durante algunos minutos antes de que volvió a caer sobre una silla.

Al volver a estar en el piso, el demonio que tenía poseído al campesino le informó al padre Amorth el día y la hora exactos en que abandonaría aquel cuerpo del hombre.

Dicha aterradora experiencia fue retomada en la película El Conjuro 3: El diablo me obligó a hacerlo (estrenada en 2021), donde una tranquila ama de casa es víctima de una posesión por un ente maligno, que en ese caso se trató de una aterradora bruja.

El padre Gabriele Amorth sentó las bases para identificar los principales síntomas de la posesión de un ente maligno en un cuerpo. Escupir, vomitar fragmentos de vidrio piezas de hierro o pétalos de rosa, son parte de los elementos que el padre pudo documentar en cada uno de los miles de exorcismos en los que estuvo presente.

El sacerdote precisó que la mayoría de las personas que pudo salvar, hablaban en un perfecto inglés. Afirmó el latín era el idioma que más molesta al diablo por lo que prefería hablar en inglés.

Fuente: CDN

Te puede interesar